Detrás de un libro: Problemas de escritor

Detrás de un libro: Problemas de escritor

Una de las preguntas que más me han hecho, sobre todos mis amigos, es: ¿y de dónde sacas todas esas ideas? A esa siempre le sigue: ¿y si un día se te acaban? Os diré que ese es el mayor miedo de un escritor. No que no vendamos libros (que es una preocupación porque tenemos facturas también) sino que un día la hoja en blanco pueda más y no tengamos nada que contar.

Si pensábamos que con tener la historia lista y ponernos a escribir el trabajo estaba hecho, siento comunicar que nada más lejos. Hoy vamos a centrarnos en los problemas de esta profesión en el terreno creativo:

El bloqueo: Aún teniendo claros los puntos clave de la trama, llega un día en que tus personajes se meten en tales líos (porque su personalidad o los eventos que suceden les llevan hasta ahí ) que ni siquiera nosotros sabemos cómo sacarlos sin que “todo sea un sueño” o aparezca una alternativa de la nada que nadie se creería. Aquí llega el bloqueo. No sabemos cómo seguir la historia y nos desesperamos porque queremos sorprender, dejar las suficientes pistas dirigir al lector sin revelar lo que aún no debe ser revelado. Personalmente me vi en esta situación en más de una ocasión mientras escribía Póker Kingdom I, ya que, si no lo sabéis os lo cuento, algunos de mis personajes hacen básicamente lo que les da la gana y eso los lleva a situaciones límite de las que es complicado salir.

¿Cómo solucionamos esto? Pues cada escritor tiene un método. Yo suelo dejar la historia unos días y hacer algo completamente distinto. Leer, viajar, pasear, dibujar… y un día las musas aparecen y me dan la solución al enigma. ¡Ah! No olvidéis que a veces una de esas soluciones es la muerte. Sí, la muerte. Algunos personajes a veces deben morir.

Los agujeros: ya hemos mencionado esto antes. Si no hemos planeado bien la historia o no hemos definido bien los personajes, puede pasar que nos dejemos agujeros en la trama. Algunos puede que no sean importantes y otros pueden arruinar todo el trabajo. Para ayudarnos con esto hay una persona muy importante de la que hablaremos más adelante.

Las incoherencias: otro de los aspectos a tener en cuenta, sobre todo en fantasía y en novelas sobre crímenes. Hasta en los mundos imaginarios hay cosas que no tienen sentido. Si cuentas al principio que un personaje es inmortal y más adelante necesitas que muera por alguna razón, tendrás que afinar esa parte. Hay algo que no sabemos del personaje, alguna debilidad, que no mencionaste que hace que la historia sea incoherente. De nuevo en esta parte podemos tener ayuda para ver lo que no podemos ver porque estamos demasiado inmersos en la historia. Es esa figura de quien hablaremos en el próximo post.

¿Qué problemas tenéis a la hora de escribir? ¿Habéis encontrado historias con agujeros? ¿Cómo solucionáis el bloqueo?

Próxima parada: el editor

 

Spread the word, Share!Email this to someoneShare on Google+0Pin on Pinterest0Tweet about this on TwitterShare on Facebook3

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si te gusta la fantasía oscura y el terror gótico...

¡ABRE EL BAÚL!

Consigue tu ebook GRATIS durante un tiempo limitado

Haz click aquí para descargarlo.